La Cátedra de Idai Nature pone en marcha un proyecto de investigación para ayudar a Elvira Roda, la chica Burbuja

21 Diciembre, 2016 Noticias Sin Comentarios

La empresa Idai Nature, fabricante de soluciones naturales para la agricultura, ha decidido crear un proyecto de investigación en su Cátedra de BIOINSECTICIDAS dedicado exclusivamente a la Sensibilidad Química Múltiple

Idai Nature ha puesto en marcha la campaña #IdaiContigo para ayudar a Elvira Roda, la joven valenciana afectada por Sensibilidad Química Múltiple que hace unos años sufrió un empeoramiento físico severo cuando fumigaban delante de su casa.

Dentro de esta campaña la empresa ha iniciado un proyecto en su Cátedra de BIOINSECTICIDAS que se desarrolla en la Universidad Politécnica de Valencia, dedicado exclusivamente a la investigación de la enfermedad que ella padece, la Sensibilidad Química Múltiple.

La Cátedra de Idai Nature hace hincapié en el desarrollo de la investigación de extractos botánicos con actividad bioinsecticida para el tratamiento de plagas. Por ello, la dirección de la empresa ha considerado que esta finalidad encaja perfectamente con la investigación de una enfermedad para la que es vital es uso de soluciones completamente naturales.

Tras doce años de enfermedad Elvira Roda sigue aislada sin poder abrazar o besar a su familia, sin poder acercarse a nadie. “Desde Idai Nature queremos y podemos ayudarla y por eso ponemos en marcha esta iniciativa”, explica Carlos Ledó, Director General de Idai Nature.

Durante su estancia de 9 meses en una clínica de EEUU le hicieron pruebas y analíticas que mostraban una clara intoxicación por pesticidas. Los doctores le explicaron que los pesticidas son una de causas prioritarias en el diagnóstico de enfermedades ambientales como la Sensibilidad Química Múltiple, una enfermedad crónica, invalidante y multisistémica.

Además, la empresa se ha comprometido a ayudarle económicamente y a donar los productos que sean necesarios para el cuidado de los cultivos de las inmediaciones de su casa.

Elvira Roda, lejos de ser un sujeto pasivo en su proceso de recuperación es una chica con muchas ganas vivir, de ayudar y de ser parte activa de esta sociedad. Quiere que su caso sirva para ayudar a otros enfermos y que así nadie tenga que llegar al límite de aislamiento y soledad por el que ella está pasando.  “Lo que más deseo es poder ayudar. Ser útil y colaborar. Compartir”, afirma Elvira.